Mar de Noticias Guerrero

Información útil y de interés

‘Ternuritas: no hagan el ridículo’

Un grupo de autodenominados ‘ciudadanos, activistas y artistas’ (se dicen 50, pero ya no se sabe, con los que andan reculando) lanzó la iniciativa _#YoSíQuieroContrapesos_ en la que se declaran eso: contrapesos (lo que ello quiera decir) del presidente, su gobierno y las mayorías morenas en el Congreso.

Bajo el conque de que (léase con aires indignadísimos) _”frente a un proyecto político que se define por una sola voz y una sola visión, es necesario defender la pluralidad, el diálogo y la reconciliación”_, se acuerparon en un _contrapeso_ –sin definir bien a bien qué carajos quieren decir con ello-, y se lanzaron en redes y medios, pero quedó claro muy rápido que el grupo todavía no cuajaba bien: luego luego el gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro, los comentócratas Jorge Castañeda y Hector Aguilar Camín, y el periodista Juan Villoro salieron con aquello de _“que dice mi mamá que siempre no”_ y se desmarcaron del movimiento.

Pero, ¿quiénes son esos fulanos? Pues como dijo Schindler, vamos haciendo una lista:

El gobernador chihuahuense y panista más mocho que baterista de _Def Leppard_ *Javier Corral*; el senador (gracias a las maromas de _Ricky Riquín Canallín_ en 2018) *Emilio Álvarez Icaza*; la ex foxista y ex jefeshita delegacional panista *Xóchitl Gálvez* (Sí: la que dejó como pendejos hace días a los ineptísimos candidatos del gobierno federal para la Comisión Reguladora de Energía); el expresidente del PRD (al que renunció tras la derrotísima del 2018, quesque porque _“vámonos tesoro: no te juntes con esta chusma!”_) *Agustín Basave*; La diputada independiente, activista de equidad de género y lesbiana declarada ( _qué modrrrnos!_) *Lucía Riojas Martínez*; el candidato perdedor panucho por Puebla en 2018 *Enrique Cárdenas Sánchez*; el ex presidente del PAN y ex coordinador del gabinete de Javier Corral *Gustavo Madero*; el candidato -perdedor- panista de Nuevo León en 2009 *Fernando Elizondo*; el analista político y comentócrata *Macario Schettino*; el Perredista Galileo y exdiputado _pro mariguana_ en 2013 *Fernando Belaunzarán* (candidato perdedor a una diputación en 2018 frente al porro guinda Gerardo Fernández Noroña); la ex diputada local del PAN y creadora de la primera regulación de Uber *Laura Ballesteros*; el hijo del malogrado candidato asesinado el 1994 y niño con evidente _síndrome de Estocolmo_ *Luis Donaldo Colosio Riojas*; el fundador y poco presentable ex presidente del PRD (otro Galileo) *Guadalupe Acosta Naranjo*, y otros grandes fichajes del bestiario político mexicano. Puuuura canela fina.

O sea pues: un montón de grillos más ardidos que huachicolero improvisado de Tlahuelilpan.

Y por otro lado, nuestro hijo pródigo de Tepetitán, instaladíshimo en jerarca bonachón, magnánimo y más AMLOVE que nunca, hasta consejos les dio en su mañanera, _“porque un buen consejo no se le niega a nadie”_: _“Formen una escuela de cuadros, pa que formen su clase política conservadora, porque no tienen cuadros”_. ¡Tómala barbón! Y es que en efecto: estos cartuchos quemadísimos se creen todavía viables hasta pa la silla grande, y pos, no… si acaso están pa comisaría o comité de alumnos. Están mejor preparados los esquites de atrás del zócalo que estos personajazos caray.

Ya después, muy modosito y todo, pero les siguió dejando correr la carrilla, tallándoles en la nariz verdades dolorosas directas pal fraseario nacional, como: _“Todavía no se recuperan”_, _“No hagan el ridículo”_, o la más demoledora de todas: _“Ternuritas…”_

Tras analizar toda esta comedia del pastelazo, este emocionante capítulo de la telenovela nacional, me dije a mi mismo: _mimismo, todo este asunto está mal_. En esto, todo mundo la cruzazuleó gacho.

Mal porque un contrapeso, igual que el poder, no se decreta: se trabaja, se construye. Se es o no se es, sin importar cuan fuerte se autodeclare. No podemos andar erigiéndonos cual un Guaidó cualquiera en paladines del federalismo, el equilibrio de poderes o lo que sea así nomás, y menos de manera tan descafeinada, en un tuit o una conferencia de prensa rala y deslucida. Es decir: poderse se puede, pero no se logra nada así. No chavos. Y menos, si tales paladines tienen la misma credibilidad y solvencia moral que mi casi paupérrima Karimita Macías, que _merece más abundancia_, pero con un depa de ochenta mil varos al mes en Londres se conforma.

Mal también porque, desde el poder, no es muy ético andar diciéndole a tus ‘contrapesos’ (aunque estén tan chafas y pedorros como estos) _“Ternuritas”_. No es digno de un estadista de altura: por más que lo intento en mi mente, no puedo poner una mofa de ese nivel en boca de José Martí, Benito Juárez o Martin Luther King, y si pongo en labios de Enrique Peña Nieto la frase _“no hagan el ridículo, todavía no se recuperan”_, instantáneamente en mi mente oigo a millones de ciudadanos justamente indignados, como pasó con el patético _“ya supérenlo”_. No es digno de un líder, especialmente uno que apela constantemente a la moral. No está padre eso de _aplicar la justicia pero en los bueyes de mi compadre_.

Vámonos teniendo respetito: unos a sí mismos, y otros, a las minorías.

Y en esas estamos.

David Aguilar Glez

Lista de las ternuritas: ttps://bit.ly/2BWQxDC

Video del ternurazo: https://bit.ly/2NAn1bn

.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *